Las últimas palabras de Steve Jobs (que nunca dijo)

“En este momento, acostado en la cama, enfermo y recordando toda mi vida, me doy cuenta de que todo el reconocimiento y riqueza que tengo no tiene sentido frente a la muerte inminente. Tengo el dinero para contratar al mejor en la tarea que sea, pero no es posible contratar a alguien para que cargue mi enfermedad. El dinero puede conseguir todo tipo de cosas materiales, pero hay una cosa que no se puede comprar: LA VIDA.

A medida que crecí me di cuenta que un reloj de $300 y uno de 3.000.000 muestran la misma hora. que con un automóvil de $150.000 y uno de $15.000.000 podemos llegar al mismo destino. Que un vino de $150 o uno de $1.500, generan la misma “resaca”. Que en una casa de 300 metros cuadrados, o en una de 3.000, la soledad es la misma. La verdadera felicidad no proviene de las cosas materiales, proviene del afecto que nos dan nuestros seres queridos”.

http://www.recicladas.com.ar/la-carta-que-dejo-steve-jobs-antes-de-morir

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s